Todos juntos
Un espacio propuesto por EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO

martes, 31 de marzo de 2015

ORACIÓN BREVE


Dios de todo amor, siempre estás con nosotros y en nosotros. Llenos de tu esperanza, podemos acercarnos a los que sufren. Que venga tu paz para todos y que tu aliento de bondad nos lleve adelante. AMÉN

Comunidad de Taizé


domingo, 29 de marzo de 2015

Concierto en Biescas

Concierto de Semana Santa
Orfeón Serrablés
BIESCAS


El Orfeón Serrablés deleitó a las más de cien personas reunidas en el Centro Cultural "Pablo Neruda" de Biescas en la tarde del sábado 28 de marzo en un concierto de música sacra organizado con motivo de la Semana Santa por el Ayuntamiento de Biescas, el EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO y con la colaboración de las parroquias de Biescas.


Este fue el programa que ofreció el orfeón bajo la dirección de D. Angel Escolano Pardo y acompañados al piano por D. Luis Utrillas, miembro del orfeón y profesor de piano del Conservatorio de Sabiñánigo
  • Canción de Paz. J. Sibelius
  • Jesús Dulcis. Tomás Luis de Victoria
  • Señor me cansa la vida. J.A.García/A. Machado
  • O Vos Omnes. Tomás Luis de Victoria
  • Ave María. Tomás Luis de Victoria
  • Jesu, Meine Freude. J.S.Bach
  • Signore delle Cime. G.de Marzi
  • O Domine. Palestrina
  • O Magnum Mysterium. Tomás Luis de Victoria
  • Ave Verum Corpus. W.A.Mozart
  • Choral Cantata 147. J.S.Bach
  • Adagio in G minor - Stábat Mater. T. Albinoni /R.Giazotto

Desde el EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO nuestro más sincero agradecimiento al Ayuntamiento de Biescas por acoger nuestra idea y hacerla suya, al Orfeón Serrablés por su generosidad y colaboración, a las parroquias de Biescas por su apoyo incondicional y a todo el público por venir a disfrutar un rato de la música.

Eloy J. Torre del EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO acompañado de 
Mosén Ricardo Mur, párroco de Biescas

El Orfeón ofreció como bis ante los numerosos aplausos del público 
el Aleluya de Haendel

video

Fotografías gentileza de Mercedes Portella


jueves, 26 de marzo de 2015

Jornada de Ecumenismo - Sabiñánigo 2 mayo


Según se acerca el día 2 de mayo vamos avanzando en la JORNADA DE ECUMENISMO os presentamos el cartel de la Jornada y el PROGRAMA DEFINITIVO, también al final tenéis la ficha de inscripción, hacérnosla llegar cuanto antes. GRACIAS


PROGRAMA DEFINITIVO

10’00 horas: RECEPCIÓN. Club parroquial Cristo Rey (plaza de España, 2 – SABIÑÁNIGO)

10’15 horas: ORACIÓN y BIENVENIDA. Iglesia Cristo Rey
Saludo a los asistentes e intervención de D. Julián Ruiz Martorell, Obispo de Jaca y de Hueca. 

11’00 horas: 1ª SESIÓN. Salón Club Parroquial Cristo Rey
Ponencia: “¿Es posible vivir divididos? Hacia una pastoral del encuentro y de la fraternidad”
Ponente: D. Angel Hernández. Delegado ecumenismo y Vicario de pastoral de Osma-Soria

12’00 horas: CAFÉ / DESCANSO. Club parroquial Cristo Rey

12’30 horas: 2ª SESIÓN. Local Iglesia Cristiana Adventista Sabiñánigo. 
Ponencia: “Juntos por la vida: Misión y Evangelización en contextos cambiantes” Documento de la X Asamblea Consejo Mundial de Iglesias. Busan (Corea)
Ponente: D. Alfredo Abad. Secretario 1º de la Iglesia Evangélica Española, presidente del Presbiterio de Madrid y Extremadura, teólogo y pastor.

14’00 horas: COMIDA. Colegio Santa Ana

16’00 horas: MESA REDONDA. Casa de la Cultura “Antonio Durán Gudiol”
Tema: “Actualidad del ecumenismo hoy”
Modera: Da. Mª José Delgado. Misionera de la Unidad
Ponentes: 
D. Manuel Barrios. Director del Secretariado de la Comisión Episcopal de relaciones interconfesionales (CEE)
P. Gabriel Danila. Sacerdote Ortodoxo Rumano
D. Juan Ramón Junqueras. Pastor y teólogo. Iglesia Cristiana Adventista

18’00 horas: ORACIÓN FINAL y DESPEDIDA. Capilla Colegio Santa Ana

FICHA INSCRIPCIÓN

PINCHAR SOBRE LA FICHA PARA HACERLA MÁS GRANDE

  • PRECIO: La Jornada es gratuita, el precio de la comida son 16 € .
  • NOTA IMPORTANTE: Debido a que la comida se encargará a un catering es necesario conocer con la suficiente antelación el número de comensales. GRACIAS.
JORNADA ORGANIZADA POR EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO Y EL CENTRO ECUMÉNICO "MISIONERAS DE LA UNIDAD"


Contamos con la colaboración de las parroquias católicas de Sabiñánigo, así como de la Iglesia Evangélica Metodista de “El Buen Pastor” de Sabiñánigo, la Iglesia Cristiana Adventista del Séptimo Día de Sabiñánigo, la Comunidad y Colegio de Santa Ana de Sabiñánigo, y el Ayuntamiento de Sabiñánigo. También nos sentimos arropados por la Delegación diocesana de 
Relaciones Interconfesionales y Ecumenismo 
y por el Obispado de Jaca.


OS ESPERAMOS

Dirección postal: 
EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO
CLUB PARROQUIAL CRISTO REY
Plaza de España, 2
22600 - SABIÑÁNIGO (Huesca)

Email: equipoecumenicosabinnanigo@gmail.com








miércoles, 25 de marzo de 2015

CONVERTIRSE EN PRÓJIMO

TEXTO PARA CUARESMA


Convertirse en prójimo

En esto un doctor de la ley se levantó y, para ponerlo a prueba, le preguntó: «Maestro, ¿qué debo hacer para heredar la vida eterna?» Jesús le contestó: «¿Qué está escrito en la ley? ¿Qué es lo que lees?» Respondió: «Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con todas tus fuerzas, con toda tu mente, y al prójimo como a ti mismo.» Entonces le dijo: «Has respondido correctamente: obra así y vivirás». Él, queriendo justificarse, preguntó a Jesús: «¿Y quién es mi prójimo?» Jesús le contestó: «Un hombre bajaba de Jerusalén a Jericó. Tropezó con unos asaltantes que lo desnudaron, lo hirieron y se fueron dejándolo medio muerto. Coincidió que bajaba por aquel camino un sacerdote y, al verlo, pasó de largo. Lo mismo un levita, llegó al lugar, lo vio y pasó de largo. Un samaritano que iba de camino llegó adonde estaba, lo vio y se compadeció. Le echó aceite y vino en las heridas y se las vendó. Después, montándolo en su cabalgadura, lo condujo a una posada y lo cuidó. Al día siguiente sacó dos denarios, se los dio al posadero y le encargó: Cuida de él, y lo que gastes de más te lo pagaré a la vuelta. ¿Quién de los tres te parece que se portó como prójimo del que cayó en manos de los asaltantes?» Contestó: «El que lo trató con misericordia». Y Jesús le dijo: «Ve y haz tú lo mismo». (Lucas 10, 25-37) 

La pregunta que hace el hombre a Jesús es muy directa «¿Qué debo hacer para heredar la vida eterna?». Podríamos traducirlo así: ¿qué debo hacer para estar realmente vivo, para que mi vida no sea una vida para la muerte, sino una vida para la vida, una vida para siempre?. La respuesta de Jesús apela a las habilidades de este hombre, que es experto en la Ley, en otras palabras, un especialista en la Escritura: «¿Qué está escrito en la Ley? ¿Qué es lo que lees?» El hombre responde asociando dos pasajes bíblicos: La primera parte, sobre amar a Dios, viene del Libro del Deuteronomio (6,5). La segunda, sobre amar al prójimo, viene del Libro del Levítico (19,18). Aunque ambos textos son bien conocidos, ponerlos juntos es algo novedoso. El hombre hace que uno confluya con el otro. La palabra "amor" no se repite dos veces, como podríamos esperar, sino solo una vez. Amar al prójimo no es, por tanto, una segunda realidad añadida a la primera. Dios y el prójimo son parte de un mismo movimiento, el mismo amor. Y por esto Jesús felicita al hombre. Esto es lo que es esencial a fin de encontrar la verdadera vida.

Pero el hombre no se detiene ahí. ¿Y quién es mi prójimo?, pregunta. El mundo en el que vivió Jesús ya era un mundo multicultural. En el Imperio Romano, personas, culturas y religiones estaban mezcladas. Pero seguramente la respuesta a esta cuestión habría sido evidente, en cualquier caso, para muchas personas en ese momento: mi vecino es ante todo un miembro de mi propia gente. Aunque hay que respetar los extranjeros, e incluso ofrecerles hospitalidad, siguen siendo los extranjeros; ellos no son "mis prójimos".

Jesús contesta con una parábola. Un viajero anónimo, solo e indefenso, es asaltado y dado por muerto. Dos personas pasan a su lado y le abandonan a su suerte. ¿Por qué el sacerdote y el levita no se detienen? ¿Tenían miedo? ¿Creían que el hombre ya estaba muerto y por lo tanto impuro? El camino de Jerusalén a Jericó era de 25 kilómetros. Atravesaba una región casi deshabitada y era conocido por sus bandidos. ¿Quién no habría tenido miedo? Contrariamente, el samaritano parece totalmente despreocupado. Está lleno de compasión por lo que ve. El texto expresa un dilema que todos experimentamos: estar atrapado entre nuestras buenas intenciones y nuestros miedos.

Todo lo que sabemos sobre este hombre es que es un samaritano, es decir, un habitante de Samaria, un país vecino hostil con el pueblo judío. Cuando San Juan describe el encuentro de Jesús con la mujer samaritana junto a un pozo, él simplemente dice, "los judíos no se tratan con los samaritanos." Este hombre no es sólo un no-judío; es algo peor que eso: un miembro de una nación considerada como inaceptable.

En la parábola, la amabilidad no viene del levita o del sacerdote -que son los que deberían reconocer el herido como su vecino-, sino de una persona desconocida de quien no era de esperar ninguna simpatía. La verdadera bondad es siempre algo inesperado. No nos pertenece a nosotros. Pertenece a Dios; es de todos y para todos. Observemos la acumulación de detalles que la historia da, todas las cosas que el samaritano hace por el viajero herido. Él venda sus heridas, lo sube a su cabalgadura, lo lleva a una posada y se hace cargo de él durante la noche. Al día siguiente le deja dinero al posadero, dos denarios -el salario de dos días para un trabajador en aquellos días-, y dice que va a volver. Él sabe dar sin llevar la cuenta, y nadie le ve para alabarle, excepto el posadero. La parábola nos hace ver todos estos actos para que podamos reconocernos en ellos: curar, transportar, vigilar, dar, volver...

Después Jesús dice: «¿Quién de los tres te parece que se portó como prójimo del que cayó en manos de los asaltantes?». El hombre contesta: «El que lo trató con misericordia». Jesús dice: «Ve y haz tú lo mismo». La conversación es sutil. El experto en la Ley no habla de “el samaritano”, sino de “el que tuvo misericordia”. Ya no ve a un samaritano y a un judío; simplemente ve a una persona que hizo el bien y a otro que estaba necesitado.

En comparación con el principio de la historia, la pregunta ha cambiado. Al final, Jesús no le pregunta al experto en la ley “¿quién es mi prójimo?”, sino “¿quién era el prójimo de la persona que fue asaltada por los ladrones?”. La perspectiva se invierte. Uno ya no puede preguntarse quién es mi prójimo y quién no. Ya no intento dividir a aquellos que conozco en dos grupos. En lugar de eso, me pregunto a mi mismo: “¿Estoy actuando como prójimo? ¿Soy un prójimo? Intentar saber quién debe ser amado y quién no, ¿es eso verdadero amor?” Para amar a la manera de Cristo, ¿no debemos dejar que el amor ocupe todo el espacio, toda la amplitud que requiere?

  • ¿Qué aspectos de la conversación y de la parábola me llaman especialmente la atención? ¿Por qué?
  • Convertirse en prójimo. ¿Qué implica?
  • ¿Cómo sería esta historia si la tradujera a las circunstancias de la sociedad actual?
Textos bíblicos comentados
Una propuesta de la Comunidad de Taizé

Las «meditaciones bíblicas» son propuestas para sostener la búsqueda de Dios en el silencio y la oración. Se trata de dedicar dos o tres horas para leer en silencio los textos bíblicos que se sugieren y que van acompañados de un breve comentario y algunas preguntas. Más tarde, reunidos en pequeños grupos en casa de uno de los participantes, se comparte brevemente lo que cada uno cree haber descubierto, pudiendo eventualmente finalizar el encuentro con un tiempo de oración.



martes, 24 de marzo de 2015

DELEGACIÓN DE ECUMENISMO DE ZARAGOZA



PROGRAMACIÓN PENDIENTE - PRÓXIMAS ACTIVIDADES


Terminando el trimestre, queremos haceros llegar la programación de lo que queda del presente curso 2014/15 organizada por la Delegación Episcopal de Ecumenismo y Diálogo Interreligioso de la diócesis de Zaragoza.

Charla sobre el Islam. Día 10 de abril de 2015. Ponente D. Carlos Crespo, Coronel de la Guardia Civil. 


Festival ecuménico de Pascua. Día 26 de abril, a las 17 horas. Partipación de los Coros de diversas confesiones.

Jornada Nacional Ecuménica. Organizada por el Equipo Ecuménico Sabiñánigo, para el día 2 de mayo. Con la asistencia de representaciones de diversas diócesis españolas y coorganizados por las Misioneras de la Unidad. Desde la Delegación vamos a estudiar los costes de un microbús para poder desplazar hasta esa población a todos aquellos que quieran compartir la magnífica Jornada que han preparado con tanta ilusión y trabajo. Os tendremos informados.


Convivencia de fin de curso. 6 de junio. En esta ocasión se ha preparado una visita a la Catedral de Tarazona, donde seremos recibidos por los hermanos de esa diócesis y de algunas confesiones cristianas establecidas en la misma. A la vuelta, entrada en el Monasterio de Veruela. La comida seguramente podremos hacerla en el Seminario turiasonense. Conforme tengamos información os la haremos llegar

Los Talleres de formación seguirán conforme al programa previsto.



INFORMACIÓN FACILITADA POR:

Delegación Episcopal de Ecumenismo y Diálogo Interreligioso.
Diócesis de Zaragoza
Secretaría




lunes, 23 de marzo de 2015

El hermano Alois prior de Taizé fue recibido en audiencia privada por el Papa Francisco


El pasado lunes día 16 de marzo, el Papa Francisco recibió al hermano Alois, prior de la Comunidad ecuménica de Taizé, en audiencia privada en el vaticano, esta ha sido la segunda vez que es recibido durante este pontificado. El Papa mostró muy atento y manidestó gran interés en la vocación ecuménica de la comunidad y la acogida de jóvenes en Taizé. Manifestó que rezará en comunión con todos los que se reúnan en Taizé el próximo día 16 de agosto, centenario del nacimiento del hermano Roger y décimo aniversario de su muerte.

El hermano Alois agradeció al Papa el haber anunciado la semana pasada un año de la misericordia, así mismo le comentó la cercanía de las palabras que el Papa había utilizado para hablar del amor y del perdón de Dios, y las que utilizaba el hermano Roger. Para el Papa destaca que "la misericordia es el corazón del Evangelio".

Se trata de la segunda audiencia privada que mantiene el actual prior con Francisco desde el inicio de su pontificado, hace ahora dos años. Ya con Benedicto XVI el hermano Alois tuvo reuniones anuales, de la misma forma que el hermano Roger viajó a Roma todos los años para encontrarse con los papas Juan XXIII, Pablo VI y Juan Pablo II.



viernes, 20 de marzo de 2015

Fechas próximos encuentros con Sahayananda


Nos informan de las fechas del próximo encuentro con John Martin (Sahayananda) 

Fechas: 2 - 6 septiembre de 2015, de miércoles por la tarde a domingo a mediodía

Lugar: Sta. María de Bruis (Huesca) en Pirineo aragonés

(Este año no es posible celebrar el encuentro en Turballos, como acostumbrábamos) 

El día 31 de agosto habrá también una sesión de unas 2 horas en El Catlar (Tarragona) organizada por Joan Bruilles

John Martin (Sahayananda) es monje benedictino de la Orden de Camaldoli. Director espiritual del ashram de Shantivanam, en la India, y una voz autorizada en el Diálogo entre hinduismo y cristianismo. Viaja regularmente a Europa, donde enseña modelos originales de espiritualidad, que van en ocasiones más allá de las religiones, aunando la visión de sabios hinduístas y el mensaje revolucionario de Cristo.




miércoles, 18 de marzo de 2015

Manifestación en Bruselas por la paz de diversas religiones


MARCHA EN BRUSELAS POR LA TOLERANCIA Y LA CONVIVENCIA PACÍFICA ENTRE RELIGIONES


Cerca de 4.000 personas recorrieron las calles de la capital belga bajo el lema “Juntos en paz, libertad y respeto”. Entre los asistentes judíos, árabes y cristianos. Quieren mostrar al mundo que ciudadanos de diferentes religiones pueden convivir en paz.

Es muy importante ser solidarios y hacer llegar un mensaje a todos los países pero, sobre todo, a los países árabes, para lograr una buena convivencia en todo el mundo”, decía Simon Najm, presidente del Comité de Apoyo a los Cristianos de Oriente.

El llamamiento para esta marcha se ha hecho porque hay un clima de inquietud. Sé que una marcha no solucionará gran cosa, pero al menos es una señal, necesaria, de que a pesar de las preocupaciones hay esperanza”, explicaba Julien Klener, presidente del Consistorio judío de Bélgica.


Todos tenemos que trabajar para frenar esta radicalización de los jóvenes aquí en el territorio, ya sea a través de la formación de los imanes, la formación de los capellanes, en las cárceles, porque la mayoría de las veces eso viene de las cárceles. Por lo que vamos a intentar que la supervisión de los presos sea mayor”, indicaba Noureddine Smaili, presidente del Ejecutivo de los Musulmanes en Bélgica.

La seguridad se ha incrementado considerablemente en el país, sobre todo en Bruselas, y el Gobierno mantiene el nivel dos de alerta. Se calcula que al menos 350 personas han viajado a Irak o Siria para unirse a los yihadistas, aunque la Policía tiene fichadas a más de 800 dentro del país.

Marta Vivas Chamorro, euronews: “Bélgica es el país de Europa con más voluntarios per cápita que han viajado a Siria o Irak para luchar junto a los grupos más radicales. Aquí las autoridades han identificado al menos 350 potenciales combatientes yihadistas y aunque no hay una amenaza concreta las instituciones europeas y otros lugares específicos permanecen más vigilados por precaución”.



FUENTES:

TEXTOS Y VIDEO:
http://es.euronews.com/

FOTOGRAFÍAS
FEDERICO ISÁBAL GRACIA


martes, 17 de marzo de 2015

Diálogo entre la Iglesia Católica y la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas

DIÁLOGO CATÓLICO-REFORMADO 
CREA LAZOS DE AMISTAD DURADEROS


En la sesión final del diálogo entre la Iglesia católica y la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas (CMIR) los participantes resumieron sus discusiones sobre el tema de la justificación y la santificación, palabra y sacramento y justicia con vista a la conclusión final, “Justificación y Sacramentalidad: la comunidad cristiana como agente de justicia.”

Se espera que el acuerdo final esté listo en el 2017 y será presentado ante el comité ejecutivo de la CMIR y el Consejo Pontificio para la Unidad de los cristianos, para ser valorado y ejecutado.

La culminación de cinco años de conversaciones sobre temas teológicos que han dividido históricamente a las dos comunidades cristianas también les dio la oportunidad a los participantes de reflexionar sobre sus experiencias durante el tiempo que compartieron juntos.

Observaron que es a través de estos encuentros personales que siglos de separación, a veces incluso dolorosa, pueden ser remediados. “Esto no sugiere que reconciliar nuestras diferencias sea más fácil”, dijo Christopher Dorn, miembro del grupo reformado. “De hecho, entre las iglesias católica y reformadas existen aún profundas diferencias en cuanto a fe y orden, incluso a pesar de 45 años de diálogos creativos. Pero mientras nos sigamos viendo cada vez más como amigos enfocados en el mismo objetivo, nuestra esperanza de que nuestro peregrinar hacia la unidad llegue a su destino crece.

Martha Moore-Keish, copresidenta del grupo reformado, consideró un privilegio conocer cristianos de varias partes del mundo. “Miembros de nuestro grupo vienen de Nigeria, Cuba, Argentina, India, Escocia, Alemania, Holanda, Bélgica, los Estados Unidos y el Líbano.”

“Pero también sucedió”, continuó diciendo, “que conocimos cristianos en las localidades donde nos reunimos para tener nuestro diálogo: en Roma, en Atlanta, en South Bend (Indiana, EEUU), en Glasgow, y en Gante. De ellos aprendimos que nosotros luchamos contra diferentes problemas en cada uno de estos lugares y reunirnos nos ayuda a ver más allá de nuestra preconcepción de lo que significa ser cristiano en el mundo de hoy”.

Kevin Rhoades, el homólogo de Moore-Keish en el equipo católico, remarcó sobre las beneficiosas amistades que se establecieron durante los encuentros. “A través de nuestra oración común, nuestras conversaciones informales y formales, hemos crecido en entendimiento mutuo, en apreciación de las convicciones de cada uno, como también en algunas convergencias sobre doctrinas, que son aveces expresadas de diferentes formas y con diferente énfasis.”

Marina Ngursangzeli Behera, miembro del equipo reformado, aprecia el rol que sus nuevos amigos jugaron en el esclarecimiento de su propia tradición de fe: “Descubrí que la fe que yo he practicado desde mi infancia puede ser elaborada mucho más de lo que yo creía posible. He aprendido sobre las raíces de mi propia tradición y las implicaciones de las doctrinas de nuestras vidas hoy en día.”

La quinta y última sesión se celebró en Gante, Bélgica, del 22 al 28 de febrero.

Los miembros del equipo reformado que participaron fueron: el Rev. Dr. Reinerio Arce Valentín (Cuba), la Rev. Dr. Marina Ngursangzeli Behera (Suiza), el Dr. Christopher Dorn (EEUU), el Rev. Dr. George Hunsinger (EEUU), el Rev. Dr. George Sabra (Líbano), la Rev. Dr. Lindsay Schluter (Escocia) y el Rev. Dr. Benebo Fubara-Manuel (Nigeria). También participaron Rev. Fundiswa Kobo (pasante sudafricana de la CMIR) y Rev. Viktória Kóczián, asistente para Teología y Justicia de la CMIR.

Los miembros del equipo católico fueron: Dr. Peter Casarella (USA), Prof. Dr. Peter De Mey (Bélgica), el Rev. Dr. William Henn, OFMCap (Italia), el Rev. Dr. Jorge Scampini O.P. (Argentina) y la Prof. Dr. Annemarie Mayer (Bélgica).

Los secretarios para el diálogo fueron el Rev. Dr. Douwe Visser, secretario ejecutivo para Teología de la Comunión Mundial de Iglesias Reformadas, y el Rev. Dr. Gregory J. Fairbanks, secretario del Consejo Pontificio para la Unidad de los cristianos.


FUENTE:
Comunión Mundial de Iglesias Reformadas
http://wcrc.ch/es/





lunes, 16 de marzo de 2015

CELEBRACIÓN ANIVERSARIO FUNDACIÓN IGLESIA REFORMADA EN ZARAGOZA



El próximo día 22 de marzo se va a conmemorar el 145 aniversario de la fundación de la Iglesia Reformada de Aragón, de confesión Calvinista, en la ciudad de Zaragoza. Se iniciará a las 11'00 horas con la celebración del culto dominical y terminará con un sencillo ágape de convivencia.

Calle Mariano Supervía, 52
Tel. 976 353 568
E.mail: iglesiareformada@latinmail.com




Desde el EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO felicitamos a nuestros hermanos de la Iglesia Reformada de Aragón (IEE) de Zaragoza y nos unimos a su alegría y oración de Acción de Gracias.




viernes, 13 de marzo de 2015

ORACIÓN BREVE


En el camino hacia la Pascua, queremos seguir tu luz, Cristo Jesús. Incluso con una fe muy pequeña, queremos escucharte cuando nos dices: vuélvete hacia Dios y confía en el Evangelio. AMEN
Comunidad de Taizé

Cristo Jesús - Canto de la Comunidad de Taizé - Salmo 138


jueves, 12 de marzo de 2015

Concierto de Semana Santa en Biescas.

CONCIERTO DE SEMANA SANTA

Nuevamente hemos organizado en colaboración con el Ayuntamiento de Biescas y la colaboración de las parroquias de Biescas un Concierto de Semana Santa ofrecido por el Orfeón Serrablés el sábado 28 de marzo de 2015 a las 20'00 horas, en el Centro Cultural "Pablo Neruda" de Biescas, con la entrada gratuita.

Con esta actividad el EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO quiere ofrecer espacios de convivencia para todos los cristianos y no creyentes, donde todos juntos, independientemente de nuestra creencia podamos convivir un rato al comienzo de la Semana Santa, y participar de un bien cultural y mundial como es la música.



Momento de la rueda de prensa donde se presentó el concierto a los medios de comunicación por parte de D. Fernando Larrosa Lanau, Teniente-Alcalde de Biescas y Concejal de Cultura, por parte del EQUIPO ECUMÉNICO SABIÑÁNIGO le acompañaron Daniel Vergara y Eloy J. Torre.

Eloy J. Torre. Fernando Larrosa. Daniel Vergara

Queremos manifestar nuestro agradecimiento al Orfeón Serrablés por su colaboración desinteresada y generosa a nuestra oferte, al Área de Cultura del Ayuntamiento de Biescas por aceptar nuestra propuesta y hacerla suya desde el primer momento, a las parroquias de Biescas por su apoyo, como ha hecho en otras ocasiones a cualquier actividad que hemos planteado, y a los medios de comunicación que se desplazaron y estuvieron presentes en la rueda de prensa: Diario del AltoAragón, Radio Sabiñánigo-Cadena SER, COPE Jaca y NoticiasHuesca.com

OS ANIMAMOS A TODOS A VENIR
ENTRADA GRATUITA



miércoles, 11 de marzo de 2015

¿Es posible la unión de los cristianos?



¿Es posible 
la unión 
de los cristianos?

por 
Juan María Tellería

Durante el mes de enero ha tenido lugar, como bien sabemos, ese hito especial de cada año, al que se da el nombre oficial de Octavario o Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos. Quienes formamos parte de iglesias o denominaciones que tienen a bien participar en este encuentro anual, hemos estado más o menos ocupados predicando o colaborando de otras maneras en diferentes actividades relacionadas con todo ello. Por esta razón, nos parece oportuno reflexionar sobre el asunto de la unidad de los creyentes, y de forma muy especial, sobre aquello que nos une a todos cuantos profesamos la fe de Jesús.

Lo que ha fragmentado durante estos últimos veinte siglos el cuerpo de Cristo, es algo que ya conocemos bien por los libros de historia del cristianismo: cuando no han sido ideas teológicas recibidas con intolerancia, han sido cuestiones políticas o culturales; cuando no se ha tratado de malentendidos que podían haberse solucionado con un diálogo civilizado, han aparecido en el horizonte intereses demasiado personales. Y esta situación, de suyo tan angustiosa, sigue viviéndose hoy cada vez que surge (¡y surgen a diario!) alguna que otra “iglesia independiente”. La atomización del cristianismo, especialmente en el campo evangélico, que es donde más se constata, se presenta como un peligro real al que muchos parecen no prestar atención. Demasiada desgracia es que el cristianismo histórico se haya fragmentado en épocas pretéritas por razones que no siempre se pueden entender con claridad, como para que hoy se multiplique ese fenómeno hasta llegar a unos niveles extremos que nada bueno pueden presagiar.

De ahí que debamos indagar sobre todo acerca de aquello que realmente nos une a todos los creyentes cristianos. Si nos preguntamos qué puede ser, la respuesta nos la brinda San Pablo Apóstol en un conocido texto, Efesios 4,5-6a, donde leemos en la Nueva Versión Internacional (NVI):

“Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo; un solo Dios y Padre”

El primer elemento de los cuatro mencionados es el Señor, es decir, Cristo, pues no puede haber otro. La fe cristiana universal se cimienta en él, en primer lugar, pero no en tanto que personaje histórico (el Maestro Jesús de Nazaret), sino como el Señor Crucificado y Resucitado. Al confesar a Cristo como Señor, los creyentes reconocemos en Él a Alguien más que humano, Alguien en quien se cumple el propósito eterno de Dios para con los hombres, Alguien que, al subir voluntariamente a la cruz del Calvario, evidenció con toda su crudeza el horror del pecado y de la condición caída del hombre, y al resucitar al tercer día, venció a la muerte para siempre y nos abrió las puertas de la vida eterna. Como cristianos, estamos llamados a manifestar nuestra adhesión total a la persona y a la obra de Cristo Nuestro Señor, haciendo de él el centro indiscutible de nuestro testimonio y de nuestra proclama. Estas afirmaciones, que se dirían de Perogrullo, no lo son, por desgracia. Cuando damos una ojeada a la triste historia del cristianismo, desde prácticamente sus comienzos hasta este momento en que estamos redactando estas líneas, descubrimos que, para desgracia nuestra, este fundamento de nuestra fe que hoy vemos tan claro, ni lo ha estado siempre, ni lo está para muchos de nuestros contemporáneos. Al leer sobre ciertas disputas teológicas de la Antigüedad y del Medioevo, con sus consecuencias incluso de destierros, arrestos o penas capitales, o al comprobar cuáles parecen ser los puntos de interés de muchos grupos e iglesias de nuestros días, que parecerían abarcar cualquier tema excepto el propio Cristo, podemos perfectamente cuestionarnos si estamos tratando sobre y con cristianos, o más bien nos las vemos con grupos sectarios de religiones en ocasiones harto extrañas. Lo primero y lo básico que nos ha de unir es la persona y la obra de Cristo Nuestro Señor.

El segundo elemento se enuncia como “una sola fe”, es decir, no una fe cualquiera, cada uno la propia. Y es lógico. Si el primer elemento es un solo Señor, o sea, Cristo, la única fe posible que nos puede unir a los cristianos es la fe de Cristo, vale decir, aquélla que se cimienta en lo que Él es, lo que Él ha hecho por nosotros y lo que Él ha enseñado, tal como se recoge en el Nuevo Testamento. Si queremos decirlo de otra forma, la única fe posible es aquélla que tiene a Cristo como sujeto y objeto al mismo tiempo. Esta fe no puede desligarse de Él ni depositarse en ningún otro, y debe hacer que toda la vida y la praxis de la Iglesia gire en torno a Él. De ahí la conveniencia de que en todas las iglesias y denominaciones cristianas, cada una con sus peculiaridades, sus enfoques y sus tradiciones respectivas, se pueda seguir un mismo calendario litúrgico que nos recuerde cada año a los creyentes los hechos capitales de la vida de Nuestro Señor tal como nos los transmite la Biblia: Anunciación, Natividad, Epifanía, Pasión, Muerte, Resurrección, Ascensión y venida del Paráclito. En este sentido, el calendario no puede ser únicamente una reliquia de siglos pasados conservada por tradición, sino una actualización permanente, todos los años, de los eventos que constituyen el clímax de la Historia de la Salvación. También es fundamental que la celebración del Sacramento de la Cena del Señor, Santa Cena, Eucaristía o Sagrada Comunión, llámesele como se lo llame, entiéndase como se entienda, según la peculiar teología de cada denominación, pueda ser celebrado con la máxima reverencia como una plasmación y un recordatorio de la entrega de Cristo el Señor por todos nosotros. Sin una fe única en Cristo, por Cristo y con Cristo, es imposible una unión real de los creyentes cristianos.

Leemos que el tercero es “un solo bautismo”, y, como decíamos en el punto anterior, el fundamento ha de ser, una vez más, el mismo Señor Jesucristo. Un bautismo que no significara una unión real con Él, carecería por completo de sentido. Por desgracia, y por razones históricas, el Sacramento del Bautismo es uno de los puntos de mayor controversia, y casi fricción, entre los creyentes cristianos. Sin embargo, el texto paulino afirma claramente “un solo bautismo”, no muchos, ni, por supuesto, enfrentados. Nadie que estudie hoy con seriedad, es decir, lejos de cualquier apasionamiento denominacional, esta cuestión del bautismo, dejará de reconocer que, desde el primer momento, la Iglesia vivió formas múltiples de bautismos, conforme a las circunstancias de quienes debían recibirlo y administrarlo. Las mismas alusiones a este sacramento en los escritos neotestamentarios apuntan a diferentes maneras o modos de efectuarlo, lo que indica que los antiguos eran menos radicales de lo que podríamos ser nosotros hoy. Cuando el texto de Efesios nos menciona “un solo bautismo”, no nos está imponiendo, por tanto, una única forma de entender o administrar el rito, sino un mismo espíritu. Ello significa que, en tanto que cristiano, yo no debo jamás poner en duda, ni mucho menos rechazar de plano, la manera de bautizar que tengan mis hermanos de una denominación diferente de la mía, siempre y cuando se trate de un bautismo efectuado con las fórmulas dictadas por esa única fe que a todos nos ha de unir, es decir, un bautismo que vincule al bautizando, con Nuestro Señor Jesucristo. Es de esperar que en este asunto, como en otros, los cristianos del siglo XXI mostremos la madurez suficiente que Dios requiere de nosotros para que un sacramento instituido por el Señor como un signo de la Gracia Redentora no se vuelva jamás una piedra de tropiezo.

Y en cuarto y último lugar, el texto de Efesios nos habla de “un solo Dios y Padre”, algo que, por supuesto, sería imposible de entenderse si no partimos de Cristo el Señor. Cuando la fe cristiana nos exige la creencia en un solo Dios, no se contenta con una simple aquiescencia intelectual a la idea de un Ser Supremo, Creador y origen de todo cuanto existe. Ese tipo de fe puede ser judía o incluso musulmana, que son monoteístas también, pero no cristiana. El cristianismo ha aportado al pensamiento de la humanidad la idea de la paternidad de Dios. El Dios que muestra Jesús y al que dirige sus plegarias y las nuestras, es el Dios Padre. El interés que muestra el Dios de Jesús para con nosotros va mucho más allá que el de un dios creador que se preocupe por sus criaturas, o el de un dios señor que vigile y controle a sus siervos. Al llamarlo Padre Nuestro, Jesús apunta a una relación vital entre Dios y el hombre que no puede existir en ningún otro sistema religioso, sólo accesible por una revelación muy directa. La creencia en la paternidad de Dios cimienta la idea de la fraternidad humana, y muy especialmente, de la fraternidad cristiana. No puedo llamar a Dios “Padre” si no soy capaz de llamar “hermano” al creyente cristiano de otra denominación diferente de la mía, o sencillamente, no quiero hacerlo. La llamada “Oración Dominical”, o más comúnmente “Padrenuestro”, nos fue dada por el mismo Jesús para que la recitáramos en común, como se hace cada domingo en las liturgias de las denominaciones históricas (católicas, ortodoxas y protestantes), en tanto que vínculo de unidad entre los creyentes, y, por encima de todo, vínculo de unión con Dios Padre, a quien reconocemos como fuente absoluta de todo bien que recibimos en esta vida y en la futura.

En conclusión, es posible una unión de los cristianos, no precisamente administrativa (al menos, por ahora), pero sí en espíritu. O mejor dicho, en el Espíritu, con mayúscula, que es quien nos guía a ello. Y esa unidad debe cimentarse en aquello que todos podemos compartir; las diferencias, sobre todo cuando tienen una justificación histórica clara, pueden llegar a enriquecernos a todos, pero sólo si se edifica en la unidad de base que mencionaba el Apóstol en un mundo y en una iglesia que, ya en aquel hoy para nosotros lejano siglo I dC ya presentaba resquebrajamientos y tensiones.

EL AUTOR:
Juan María Tellería
El pastor Juan María Tellería Larrañaga Licenciado en Filología Clásica, especialidad en lengua griega, y en Filología Hispánica. Licenciado también en Sagrada Teología por el Centro de Investigaciones Bíblicas (CEIBI) tras adquirir su formación pastoral básica en tres seminarios de España y Francia. Ha colaborado como conferenciante sobre temas bíblicos y teológicos con las SBU (Sociedades Bíblicas Unidas) y los CLC (Centros de Literatura Cristiana) de España, así como con el propio CEIBI y su extensión de Salou (provincia de Tarragona). Es profesor y Decano Académico del CEIBI.(Centro de Investigaciones Bíblicas),Centro Superior de Teología Protestante.


FUENTE:
http://www.lupaprotestante.com/



martes, 10 de marzo de 2015

Un texto para Cuaresma


Dejarse mirar por Dios


Todos sabemos que la Cuaresma es un tiempo para saber mirar, convirtiendo nuestra mirada en la mirada de Jesús, pero ¿Cómo hacerlo? intentemos fijarnos en lo que vivimos y cómo lo vivimos.

En este tiempo se no habla de ayuno. Creo que no es cuestión de comer menos o no comer carne los viernes. Pienso que el ayuno va más allá, que tiene que ver con mirarse uno mismo y hacerlo con más misericordia quitándote esa mirada que te desgarra y hace daño, impidiendo que seas tú mismo.

También se nos habla de compartir lo que tenemos, no lo que nos sobra. Pero también hay otra forma de limosna que quizá sea la que más nos cueste, y es regalar al otro una mirada de consuelo, de acogida, de cercanía, de escucha, algo de lo que tanto carecemos hoy día. Ofrece al hermano una mirada de Vida, como lo haría Jesús. Esto es darse. Esto es compartir…

Hago hincapié también en la oración. Creo que es algo fundamental, el silencio, el encontrarte con tu Creador. Algo necesario, aunque nos cueste. No podemos dejarlo a un lado.

Tenemos que aprender a mirar desde Dios, desde la acogida. ¡Extiende tu mano!, sino lo haces, nadie te la va a tender, inténtalo… las personas necesitamos de ese gesto, de la escucha, de saber que cuentas con alguien que sepa mirar como lo hizo Jesús, porque una mirada suya es lo que necesitamos para convertirnos y creer en el evangelio, nos lo recordaban el miércoles de ceniza.

Quiero dejarte esta pregunta a ti que estás leyendo esto en estos momentos, que has querido compartir este minuto conmigo. Párate por un instante y pregúntate: Yo: ¿desde dónde miro? Ojalá encontremos la respuesta…

Ana Bou
"Un minuto para el encuentro"


ENLACE:


domingo, 8 de marzo de 2015

Estudio Bíblico Ecuménico

ESTUDIO BÍBLIO ECUMÉNICO
CURSO 2014 – 2015


“El Señor nos habla por medio de parábolas”


JUEVES 12 MARZO. 20’00 horas
LUGAR: Club parroquial Cristo Rey. SABIÑÁNIGO
Parábola de “El buen samaritano”.
Por Mosén Miguel A. Domec, párroco de la Catedral de Jaca.

Miguel A. Domec Urieta
ENTRADA LIBRE 
GRUPO ABIERTO A TODOS LOS INTERESADOS

ORGANIZA:













jueves, 5 de marzo de 2015

Cardenal Koch: "El restablecimiento de la unidad requerirá mucho más tiempo"


Cardenal Kurt Koch: “El ecumenismo es un deber improrrogable de toda la Iglesia”


El presidente del Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, el cardenal suizo Kurt Koch, ha asegurado esta mañana, en Valencia, durante una conferencia que ha pronunciado en la Facultad de Teología "San Vicente Ferrer", que "el ecumenismo es un deber improrrogable de toda la Iglesia". 



Así, recogiendo palabras del Decreto sobre el ecumenismo "Unitatis redintegratio", del Concilio Vaticano II, -del que se cumple el 50 aniversario-, el purpurado suizo ha defendido que "el cuidado de restablecer la unión compete tanto a los fieles como a los pastores y le corresponde a cada uno según sus propias posibilidades, tanto en la vida cristiana de cada día como en los estudios teológicos e históricos". 

En su ponencia, titulada "Ut Unum Sint: El ecumenismo como obligación eclesiológica del Concilio Vaticano II", el Cardenal Koch, que concluye de esta manera hoy su visita de tres días a la capital valenciana, ha indicado que el Decreto `Unitatis redintegratio´ "representa la `Magna Charta ´ de la Iglesia católica en el presente y en el futuro". 

Según el presidente del Consejo Pontificio "hay que constatar que, en los cincuenta años transcurridos desde la promulgación del Decreto sobre el ecumenismo, la geografía mundial de la cristiandad se ha transformado profundamente y la situación ecuménica se ha vuelto mucho más compleja y difícil". 

En este sentido, ha reconocido que "el objetivo del movimiento ecuménico, es decir, el restablecimiento de la unidad de la Iglesia no se ha alcanzado y requerirá, evidentemente, mucho más tiempo de lo que se imaginaba en la época del Concilio". 

Cardenal Kurt Koch
Así, "en la actual situación ecuménica no siempre se dan desarrollos lineales y resulta inevitable experimentar desilusiones y tendencias a la regresión". No obstante, "nada de esto debe constituir un motivo para la resignación", ha expresado el cardenal Koch que ha añadido que "en efecto, no hay alternativa al ecumenismo" porque "representa una tarea improrrogable que nos ha dejado el Concilio Vaticano II". 

De hecho, los Pontífices durante el Concilio y después del Concilio, "desde el Papa San Juan XXIII hasta el Papa Francisco, han confirmado aquella decisión como principio imprescindible y la han concretado de distintas formas testimoniando así de manera ejemplar que la responsabilidad ecuménica de la Iglesia católica no es una opción arbitraria sino un deber y que no puede haber duda acerca del carácter irreversible del camino ecuménico emprendido". 

Una vez concluida la disertación del Cardenal Koch, el Cardenal Antonio Cañizares, que ha participado en el acto, ha animado a la Facultad de Teología de Valencia a seguir trabajando a favor de la unidad de los cristianos "para ser fiel y responder al mandato de Jesús: que todos sean uno". 

En este sentido, el cardenal Cañizares ha indicado que la unidad pertenece a la "entraña misma de ser cristiano" y que es la expresión misma de Jesús, por lo que "sin esa promoción no nos podremos identificar con Él". 

Previamente al desarrollo de la conferencia, ha intervenido el decano de la Facultad de Teología de Valencia, Vicente Botella, que se ha referido al ciclo de formación permanente para sacerdotes organizado por la propia Facultad en el que se ha enmarcado la ponencia del cardenal Koch. 

Vicente Botella ha invitado a los presentes a "seguir formándose y reuniéndose en torno a temas que forman parte de nuestra vida, de nuestra fe, y que han de ser reflexionados para que así la vida refleje y testifique con mayor fuerza el Evangelio". 


Igualmente, ha participado el sacerdote Mariano Ruiz, coordinador del curso de formación permanente, y el profesor de la Facultad de Teología Andrés Valencia, responsable del Centro Ecuménico Padre Congar de los dominicos, que ha presentado al ponente. 

Asimismo, entre los invitados se encontraba Manuel Barrios, director del Secretariado de Relaciones Interconfesionales de la Conferencia Episcopal Española y el obispo de Tortosa, el valenciano monseñor Enrique Benavent. 

Durante su estancia de tres días en Valencia, el Cardenal Kurt Koch, entre otras actividades y celebraciones, presidió ayer unas vísperas ecuménicas en la Basílica San Vicente Ferrer de Valencia, y mantuvo el lunes un encuentro con los miembros de la Asociación de Amistad judeo-cristiana de Valencia y del Centro Ecuménico Interconfesional de Valencia. 

La visita del purpurado suizo en Valencia ha sido organizada por la Facultad de Teología de Valencia, el Centro Ecuménico Interconfesional de Valencia y el Centro ecuménico Padre Congar de los dominicos, con motivo del 50 aniversario de la Declaración "Unitatis redintegratio" sobre Ecumenismo, del Concilio Vaticano II, para la promoción de la unidad entre todos los cristianos. 

FUENTE:
http://www.periodistadigital.com/